Autobuses eléctricos chinos entran al mercado en Colombia

La entrega de los autobuses a la ciudad estuvo presidida por el alcalde de Cali, Maurice Armitage, quien calificó la llegada de los vehículos como el comienzo de una nueva era para la ciudad


Cali, Colombia (Xinhua).- Una flota compuesta por 26 autobuses eléctricos y 21 a gas, fabricados en China, comenzó a circular hoy en la ciudad colombiana de Cali, capital del departamento Valle del Cauca (suroeste).

En uno de los patios de estacionamiento del sistema de transporte masivo de la ciudad, llamado Masivo Integrado de Occidente (MIO), se realizó el acto de inauguración de lo que se considera un hito en la movilidad de las ciudades colombianas, por ser la primera flota totalmente libre de combustión contaminante en Colombia.

Para los operadores del sistema MIO, a cuyo cargo están cuatro empresas privadas, la llegada de esta flota alivia las condiciones de contaminación que padece la tercera ciudad más poblada de Colombia, detrás de Bogotá y Medellín, y es el comienzo de la transición de la movilidad a partir de combustibles fósiles hacia una movilidad limpia.

Eduardo Bellini, gerente de Blanco y Negro Masivo, una de las empresas operadoras, describió a Xinhua las cualidades de estos vehículos adquiridos por su empresa a la marca china Sunwin.

«Son buses de cero contaminación, de gran comodidad, vehículos de fácil acceso para los usuarios, de plataforma baja, con gran comodidad, con aire acondicionado, incluso lo único que se escucha al interior del vehículo es el aire acondicionado, su motor es completamente silencioso», señaló.

Los vehículos cuentan con puertos USB a los costados de los asientos para que los usuarios carguen sus dispositivos móviles, y su iluminación interior está basada en tecnología LED que además de bajo consumo ofrece un ambiente agradable a los usuarios en horas nocturnas.

Según Bellini, el proceso de incursión de vehículos eléctricos al sistema de transporte masivo de Cali comenzó hace ocho años; sin embargo, la negociación se logró concretar hasta ahora gracias a la reducción de los costos y el avance de este tipo de sistemas durante la última década.

«Los gestores de la evolución de esta tecnología han sido los chinos, son los desarrolladores de esta tecnología a gran escala», comentó el empresario.

La entrega de los autobuses a la ciudad estuvo presidida por el alcalde de Cali, Maurice Armitage, quien calificó la llegada de los vehículos como el comienzo de una nueva era para la ciudad, toda vez que ésta es apenas la primera de varias flotas que recibirá.

«Estos primeros 26 buses eléctricos son un orgullo para Cali, pero en un mes y medio llegarán otros 110 buses y buscaremos concretar otra licitación de 300 buses más antes de culminar el año», dijo el alcalde a Xinhua.

Armitage consideró, además, que la aplicación de estas tecnologías supone una prevención hacia las problemáticas sociales como consecuencia de la contaminación en muchas ciudades colombianas.

«La compra de estos vehículos es el primer paso para establecer un orden ecológico en la ciudad y no dejarla deteriorar como ha ocurrido en otras ciudades que anualmente tienen crisis medioambientales», aseguró.

Los autobuses tienen un sistema inteligente de manejo de energía que posibilita altos niveles de eficiencia.

Ocho paquetes de baterías de litio-ferrofosfato le ofrecen al vehículo una autonomía de 300 kilómetros por carga.

El freno regenerativo, que permite a los vehículos recuperar y recargar energía en sus baterías cada vez que se accionan los frenos, amplía la autonomía por cada viaje y ofrece una mayor duración a su sistema de poder.

«El vehículo cuenta con un sofisticado sistema de vigilancia, plataformas de ingreso y salida para los discapacitados, y en la cabina un panel de instrumentos de LCD con botones ergonómicos», dijo a Xinhua Zhao Qingzhen, ingeniero del centro tecnológico de Sunwin presente en el evento.

«Es un diseño realizado especialmente para las condiciones de Cali, es moderno y se adapta muy bien a su cultura local», agregó Zhao.

«Apoyo este servicio porque contribuye al medio ambiente, disminuye en gran forma la contaminación del aire y de la tierra al no usar combustibles fósiles. Yo utilizo este medio de transporte todos los días, me alegra mucho que se implementen estos buses eléctricos», dijo Zaira Muñozca, usuaria del sistema.

La ley colombiana ordena que el 30 por ciento de los vehículos adquiridos en el futuro por las administraciones locales de las ciudades deben ser de tecnología eléctrica.

En los próximos días está prevista la entrada en funcionamiento de otra flota de autobuses eléctricos chinos, esta vez para el sistema de transporte masivo público de la ciudad de Medellín, capital del departamento Antioquia (noroeste).


PulsoCR

Suscríbete al boletín de PulsoCR, y mantente enterado de las últimas noticias y los mejores artículos, a través de nuestro sitio web.

PulsoCR /

Redacción del medio costarricense PulsoCR.com. Nacimos en 2018 para quedarnos en una era donde los medios olvidan estilos narrativos sumamente poderosos.

RESPUESTAS